Evangelio del Domingo

1 de Mayo de 2016. Domingo 6º de Pascua

Texto de Juan 13,23-29

“JC les dijo: Os dejo la paz, os doy mi paz, la paz que yo os doy no es como la que da el mundo. No tengáis angustia ni miedo.”

Comentario: La paz del espíritu es el espíritu de la paz. Es decir, la paz es el espíritu de Dios, o lo que es lo mismo, Dios es paz, no puede ser otra cosa, sino paz absoluta, paz sin las condiciones que los hombres le imponemos en la convivencia mundial.