11 de febrero de 2018. Domingo 6º del Tiempo Ordinario

Texto de Marcos 1,40-45

“Fueron a la orilla del lago. Se les acercó un leproso. JC se compadeció, extendió la mano, lo tocó y quedó limpio.”

Comentario: JC toca al enfermo y se acerca a la lepra, besa al infeccioso y se ocupa de su salud, primero la del cuerpo llagado y postrado. Después acaricia el espíritu de esa persona y recupera su ánimo.