Evangelio del Domingo

25 de Marzo de 2016. Viernes Santo

Texto de Juan 18,1-19,42

“Judas, el que lo iba a traicionar conocía el huerto… Entonces la tropa y los policías de los judíos lo ataron y lo llevaron al jefe de los sacerdotes… Pilato le preguntó: ¿Eres tú el rey de los judíos?… Pilato ordenó entonces que lo azotaran… Salió entonces JC llevando la corona de espinas y el manto. Pilato les dijo: He aquí al hombre… Les entregó a JC para que lo crucificaran… El mismo llevaba la cruz a cuestas y salió para un lugar llamado la Calavera. Allí lo crucificaron… Inclinó la cabeza y entregó el espíritu…”

Comentario: La cruz de JC es mucho más que un símbolo histórico y religioso. La pasión que narran los evangelios es la crónica de cómo Dios mismo asume el sufrimiento de los pobres de la tierra, para redimirlo y superarlo, sin conformismos ni resignación.